¿Cómo ser un freelancer y no morir en el intento?

¿Cómo ser un freelancer y no morir en el intento?

Quizá como muchos profesionistas te has cansado de trabajar para alguien más. Tal vez quieras empezar tu propia consultoría u obtener ingresos extras. Sin embargo, ser un freelancer no es fácil, requiere de mucho trabajo duro y responsabilidad. Si quieres empezar a trabajar por tu cuenta, te presentamos una lista de las cosas que debes tomar en cuenta.

  • Se paciente. En el momento en que decidas ser freelancer, te enfrentarás a muchos retos. Los trabajos no te lloverán inmediatamente y puede que sufras algún tiempo desocupado. Mejor aprovecha el tiempo libre y dedícate a otras cosas que te ayuden a ti o a tu negocio.
  • Aprende a vender tu trabajo. Si no te das a conocer, nadie te contratará. Promociona tus habilidades y capacidades, tal vez adórnalas un poco. Si eres bueno, después de tus primeros trabajos, la gente te recomendará y los clientes llegarán solos.
  • Aprende a cobrar. Es cierto, al principio tal vez tengas que abaratar tu trabajo para conseguir clientes, pero no por eso debes regalar tu trabajo. Lo mejor es observar cuánto se cobra por trabajos similares y hacerte a una idea de cuánto cobrarás tu.
  • Acepta cualquier cosa. Si crees que puedes hacerlo, nunca rechaces un trabajo por que sea muy robusto o muy sencillo. Si no sabes, pero crees poder aprender, sé honesto con el cliente y dile que harás tu mejor esfuerzo. Tampoco rechaces un trabajo por que te lo pidan con ciertas características que simplemente no te gusten. El peor error que puedes cometer, es ser elitista con tu trabajo.
  • Rechaza ciertos trabajos. No se trata de que te ahogues en proyectos. Si no crees poder cumplir el trabajo en tiempo, habla con tu cliente y dile que por el momento tienes mucho trabajo como para aceptar otro proyecto. Puedes sugerir otro freelancer u otra fecha de entrega.
  • Se asertivo con tu cliente. El cliente no siempre tiene la razón. Si tu cliente se encapricha con una funcionalidad que pareciera imposible o poco práctica, ofrécele una mejor solución.
  • Aprende a pedir ayuda. Si tienes mucho trabajo y conoces a alguien que te pueda ayudar, no seas tímido. Tal vez conozcas a alguien que pueda aportar al proyecto algo que tu no puedes, o que lo haga mejor que tu. Negocia con quien creas que puede terminar el trabajo. Haz alianzas, las necesitarás.

Es cierto, a veces es mejor ser independiente. Ser un freelancer trae muchos beneficios, controlas tus horarios, tu carga de trabajo y te enseña muchísimas cosas. Pero con un gran poder viene una gran responsabilidad.

¿Qué otras sugerencias le darías a quién quiere ser un freelancer?

Acerca de Ana Salazar Maldonado

Muy pronto, Ingeniería en Sistemas Computacionales.
Enamorada de la tecnología, las ciencias y la lectura.

A %d blogueros les gusta esto:
Free WordPress Themes - Download High-quality Templates